A finales de Junio de 2019 el Presidente de Perú, Martín Vizcarra, anunció que todos los ciudadanos venezolanos que quieran ingresar al país deberán contar con un pasaporte y una visa humanitaria. Sin embargo son miles que durante estos 3 meses (Julio, Agosto y Septiembre) han tenido que vivir la odisea de atravesar la frontera de Ecuador, peregrinar a Lima y continuar ruta a Tacna con el único propósito de ingresar a Chile. Después de Colombia, Perú es el segundo país que recibe más migrantes venezolanos. Alberga más de 820.000 venezolanos que han ingresado desde el 2016, según datos de la agencia peruana de migraciones.

 

A finales de Junio de 2019 el Presidente de Perú, Martín Vizcarra, anunció que todos los ciudadanos venezolanos que quieran ingresar al país deberán contar con un pasaporte y una visa humanitaria. Sin embargo son miles que durante estos 3 meses (Julio, Agosto y Septiembre) han tenido que vivir la odisea de atravesar la frontera de Ecuador, peregrinar a Lima y continuar ruta a Tacna con el único propósito de ingresar a Chile. Después de Colombia, Perú es el segundo país que recibe más migrantes venezolanos. Alberga más de 820.000 venezolanos que han ingresado desde el 2016, según datos de la agencia peruana de migraciones.

 

En Tacna cada noche, los voluntarios de los Escudos Rojos, entregaron alimentos preparados a quienes sobrevivieron en condiciones infrahumanas en espera de largos procesos migratorios, estos operativos son realizados en los alrededores del Consulado Chileno, en julio eran cerca de 500 personas esperando hasta la medianoche para tramitar su permiso temporal de permanencia, a principios de Agosto la cifra casi alcanzaba las 1.500 personas, compuesta por matrimonios, familias, niños, lactantes.

 

Es así como durante los meses de julio a septiembre se realizaron operativos de entrega de desayuno y cena, llegando hasta sus carpas y refugios improvisados; donde algunos pernoctan sobre sus bolsos a la intemperie. Los migrantes varados se aglomeraron en la sede diplomática en Perú, mientras realizaban sus trámites para ingresar a Chile.

 

  • Actividades implementadas:

     

    • Se establecieron operativos de atención fija en Camión Cocina en los alrededores del Consulado chileno en Tacna.
    • En la Zona Norte, donde ingresaron desde Ecuador se realizaron operativos a los Migrantes varados en Trujillo.
    • Los voluntarios de Lima proporcionaron comida envasada con alimentos calientes entregados en Camión Cocina en Migraciones e Interpol.
    • Se prepararon bolsas con artículos de aseo personal y gracias a donaciones locales se repartieron ropas y zapatos.

 

  • Número de beneficiados:

     

    • Hasta el momento se han entregado 12.000 raciones de alimento (Desayuno, Almuerzo y Cena), donde el foco de mayor ayuda ha sido en Tacna, pero que gracias a esta ayuda Internacional del Ejército de Salvación se ha podido responder tanto en Lima como en Trujillo.
    • Se ha trabajado bastante con consejería pastoral en coordinación con los diferentes nombramientos que han salido a apoyar.

 

  • Actividades de Coordinación:

     

    • Se coordinó con cada uno de los Nombramientos, lo cuales aportaron con voluntarios y de acuerdo a un calendario, se tuvo un trabajo diario y constante, sin descuidar las diversas actividades que ya se realizan.
    • Se coordinó con Serenazgo para protección y poder ubicar nuestros camiones en los lugares adecuados.
    • Se coordinó con Iglesias para dar una ayuda integral (ellos daban alojamiento y nosotros alimentación y artículos de aseo)